Regresa uno de los programas más divertidos de la televisión y lo hace, como no podía ser de otra manera, de la mano del incombustible Jesús Calleja una temporada más. 

En las próximas entregas de Volando voy volveremos a disfrutar de los paisajes más recónditos de España guiados por sus autóctonos, pero en esta ocasión además cumpliremos una labor de vital importancia: luchar contra el problema de la España vaciada.

Deja una respuesta