‘La Noche D’ ofrece un menú de cinco tenedores

‘La Noche D’ dedica el quinto programa de la temporada a la comida, ofreciendo un menú de cinco estrellas. Será una noche con una cena llena de recetas espectaculares y comensales por todo lo alto, con Eva Soriano como maestra de ceremonias.

Compartirá mesa con Adriana Torrebejano y Miguel Ángel Muñoz. Miguel Ángel hablará de su paso por MasterChef y Adriana, amiga íntima de Eva Soriano, sacará a la luz las “especiales” habilidades culinarias de la presentadora de La Noche D.

De la mano de Flo, aprenderán un truco para agilizar el siempre aburrido momento de quitar la mesa: quitar el mantel sin tirar la vajilla. Ana Morgade se unirá al convite y los tres invitados se enfrentarán a Chenoa en un juego musical de alta cocina: ¿Serán capaces de adivinar los títulos de las canciones más “sabrosas”?

En esta ocasión el público vendrá en ayunas porque la cena correrá a cargo de David de Jorge y Martín Berasategui quienes ayudarán a Chenoa, Leo y Flo a preparar unos pintxos para chuparse los dedos.

‘La Noche D’ dedica el quinto programa de la temporada a la comida, ofreciendo un menú de cinco estrellas. Será una noche con una cena llena de recetas espectaculares y comensales por todo lo alto, con Eva Soriano como maestra de ceremonias.

Compartirá mesa con Adriana Torrebejano y Miguel Ángel Muñoz. Miguel Ángel hablará de su paso por ‘Masterchef’ y Adriana, amiga íntima de Eva Soriano, sacará a la luz las “especiales” habilidades culinarias de la presentadora de ‘La Noche D’.

De la mano de Flo, aprenderán un truco para agilizar el siempre aburrido momento de quitar la mesa: quitar el mantel sin tirar la vajilla. Ana Morgade se unirá al convite y los tres invitados se enfrentarán a Chenoa en un juego musical de alta cocina: ¿Serán capaces de adivinar los títulos de las canciones más “sabrosas”?

En esta ocasión el público vendrá en ayunas porque la cena correrá a cargo de David de Jorge y Martín Berasategui quienes ayudarán a Chenoa, Leo y Flo a preparar unos pintxos para chuparse los dedos.

Deja una respuesta